Flores

¿Por qué la novia lleva un ramo de flores?

Es muy común ver en un matrimonio a la novia con un ramo de flores en la mano, estamos tan acostumbrados a esta imagen, que es más fácil preguntarse, a falta de este, por qué la novia no lleva el ramo en sus manos.  Sin embargo, para calmar la curiosidad de los más atentos, a continuación la respuesta a la pregunta contraria: ¿por qué la novia lleva un ramo de flores?

Si partimos del simbolismo especial que han tenido las flores durante la existencia de la historia, podemos deducir que el ramo que lleva la novia entre sus manos se traduce como su carta de presentación. Siguiendo por ese mismo sendero, vale decir que un ramo de flores representa los anhelos de un futuro lleno de sorpresas, acompañado de momentos impecables y de una abundancia merecida.

Costumbres que varían

Las flores, antiguamente, tenían un significado especial entre los novios, por lo mismo eran apropiadas para llevar mensajes secretos entre ellos. Una costumbre que, por lástima, se ha perdido con el pasar del tiempo.

Pero los ramos de flores no son desde siempre los compañeros ideales, antes de ellos fueron las hierbas aromáticas. Lo común era que la novia usara hierbas como el tomillo, e incluso el ajo, para protegerse de los malos augurios traídos por los espíritus que incidían en la felicidad de la pareja a futuro.

También era común la bebida de agua de rosas con propósitos afrodisíacos. Con el pasar de las generaciones, esta costumbre fue presentando cambios hasta llegar a hoy, donde el ramo de flores es dispensable para acompañar a las novias y su vestimenta.

Flores para cualquier gusto

El ramo de flores, dice la tradición, debe ser comprado por el novio y es el padrino el encargado de dejarlas en la puerta de la novia antes de la ceremonia.

En una floristería puede accederse a un ramo de flores que se adapte al gusto de la novia, para acompañarla en un día que será inolvidable.